Algunas Compañías, medianas empresas, Pymes o Startups suelen plantear el programa de beneficios como algo similar a una tarjeta de descuentos, algún día de home office, y ya que estamos también damos frutas los viernes…! pues bien, ¿es eso realmente un plan corporativo de beneficios? ¿O estamos pensando en que no es ni más ni menos que aquello que pudimos conseguir sin demasiado análisis o pensado como algo más para “vender” nuestra Marca?

Hay varias preguntas que deberíamos hacernos antes de plantear ciertos beneficios y una de ellas es: ¿Cual es el objetivo de tener un plan de beneficios? ¿Que espero como resultado?

Antes de evaluar estrategias de este tipo, deberíamos poder respondernos las preguntas anteriores. En líneas generales y uno de los objetivos más interesantes de contar con un plan corporativos es transformarlos en una estrategia. Paso previo, la tarea de mayor análisis es la de hacer una segmentación. ¿Cómo?

Preguntarnos en qué etapa del desarrollo organizacional estamos, qué necesidad tiene la Compañía respecto a las personas, y sobre todo, chequear que características tienen los empleados que conforman la empresa y cuales necesita la empresa que tengan…

En definitiva, este planteo nos lleva a pensar en las personas y definitivamente en ¿a quienes debo retener primero? Las dos variables mas importantes a considerar entonces serán: 1) Como me impacta en el negocio que alguien clave se vaya y 2) cual es la dificultad en encontrar su reemplazo. Como toda matriz, es simple la conclusión: a mas alto impacto en el negocio (mayor lucro cesante), y mas dificultad en reemplazarlo, más crítico, primer eslabón a retener!

¿A qué beneficios apuntamos?

Y aquí otra matriz con dos claras variables: costo y percepción de valor por los empleados. En la generalidad, las compañías suelen enfocarse en beneficios de alta percepción y bajo costo. Para mencionar algunos podemos pensar en: Vacaciones adicionales, horario flexible, teletrabajo, días libres, Descuentos en productos propios, cajero en planta, etc.

Para aquellos empleados de los cuales depende gran parte del funcionamiento y estructuras, es decir, de los que mencionamos anteriormente como críticos se apuntará a beneficios selectivos como stock options, política de viáticos, educación ejecutiva, entre otros.

Pues bien, la empresa tendrá que considerar entonces si el comedor en la empresa o el plan médico es algo que no le repercute tanto como para sostener, ya que estos se ubican dentro de los que son de alto costo y baja percepción y por último podemos mencionar descuentos en gimnasio, paquete bancario bonificado, programa de descuentos, seguro de vida son finalmente aquellos que no son percibidos como importantes pero a la empresa no le repercute en el costo.

Para concluir: ¿Donde debería una empresa apuntar a la hora de armar su plan corporativo de beneficios?

Ver artículo publicado en LinkedIn

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *